Rickie Fowler, el golfista norteamericano de tan sólo 22 años y actual “Rookie of the Year” (Amateur del Año) demuestra que lleva la velocidad en la sangre exhibiendo su destreza en el motocross y el golf.

Para celebrar su título de 2010 PGA Rookie of the Year, PUMA decidió ayudar a Rickie Fowler a combinar finalmente sus dos pasiones en la vida: golf y motocross en el Eagle Creek Golf Course en Naples, FL.

El resultado fue un día increíble en la cancha, algunos tiros increíbles y un caddy exhausto. Rickie muestra que no sólo tiene lo necesario para tomarse un green, sino también la experiencia para hacerlo en dos ruedas.