El nadador bonaerense Guillermo Marro -oriundo de Pergamino- será el abanderado de la delegación argentina

En sus cuartos Juegos consecutivos, el atleta de 29 años sueña con lograr una medalla, tal como lo hizo en las anteriores participaciones

“La preparación que hice es de las mejores. El objetivo es bajar mi marca para estar entre los cinco primeros y, si llega la medalla, mejor”, afirmó a deportes.gov.ar el nadador que representa a River y se recibió de mago. Además destacó al apoyo de la Secretaría de Deporte de la Nación y del ENARD.

Guillermo Marro, quien conquistó en Beijing 2008 su tercera medalla paralímpica, en Londres encabezará a la delegación nacional durante el desfile inaugural.

El jueves 30 a las 6.31 (hora argentina), Guillermo Marro se zambullirá en un nuevo sueño. El nadador bonaerense de Pergamino -abanderado de la delegación argentina que competirá en los Juegos Paralímpicos- intentará en el Centro Acuático de Londres conseguir su cuarta medalla en 100 metros espalda en idéntica cantidad de participaciones y mantener vigente un apellido que viene haciendo historia grande desde Sydney 2000.

“La preparación que hice para estos Juegos fue muy buena, una de las mejores. Además de entrenarme en el CENARD, pude ir a competir al exterior, a Veracruz en México y San Pablo en Brasil, donde tuve pruebas de exigencia. Ahora, desde hace tres semanas, estoy en la etapa de cambio de horario para adaptarme a Londres, levantándome a las 3.30 y cenando a las 18. Voy a llegar de gran manera al día de la competencia paralímpica”, cuenta Marro, de 29 años, nadador de la Federación Argentina de Deportes Sobre Silla de Rueda (FADESIR) y de River Plate.

Guillermo padece artrogriposis múltiple congénita, una discapacidad del tren inferior que le produce una limitación articular en las piernas pero ninguna barrera a la hora de plantearse un objetivo. Con tres medallas en su espalda -plata en Atenas 2004 y bronces en Sydney 2000 y Beijing 2008-, el nadador no se relaja y continúa con el mismo hambre de gloria que trae desde sus inicios en la categoría infantil de la Federación de Aficionados de la Natación del Norte de Buenos Aires (FANNBA) y luego en su paso hacia el alto rendimiento a los 16 años, donde Marcela Belviso comenzó a entrenarlo para llegar lejos.

“Ser el abanderado representa una gran responsabilidad para mí y un gran orgullo. El objetivo en Londres es bajar el record que hice en los Parapanamericanos cuando gané el oro en 100 espalda (1m14s15) y así meterme entre los cinco primeros; si llega una nueva medalla, mejor”, advierte Marro, becado por la Secretaría de Deporte del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación y por el ENARD.

El 26 de junio, el pergaminense recibió la bandera de manos de la Presidenta Cristina Fernández, en un acto llevado a cabo en Casa de Gobierno con las delegaciones olímpica y paralímpica. “Es un orgullo muy grande el haber podido recibir la bandera en un acto compartido con Luciana Aymar. Ésto demuestra que al deporte paralímpico se lo toma cada vez más desde lo deportivo y ya no desde la compasión”, sostiene.

El mago y su fundación

Si bien el contacto con el agua comenzó a los tres años y se desarrolló a nivel competitivo a los diez, la natación no es la única pasión de Guillermo. La fotografía y el cine también lo son, y especialmente la magia. Tanto es así que se graduó en Escuela Superior de Magia e Ilusionismo del reconocido Adrián Guerra.

Hasta el viaje rumbo a Londres pautado para el miércoles 22, Marro lleva una ardua adaptación horaria para acostumbrarse a la vida que tendrá por algunos días en la capital inglesa. Desde hace tres semanas se despierta a las 3.30, para comenzar el primer entrenamiento del día en pileta a las 5. Luego trabaja en el gimnasio y a las 9.30 almuerza. Previa siesta, a las 14 realiza su segunda tanda de entrenamientos en el natatorio del CENARD y a las 18 es el turno de la cena.

“Nunca he tenido una queja para con la Secretaría de Deporte porque siempre me acompañaron y ahora con el ENARD es otro avance para poder a salir a competir más. Uno se siente respaldado y sólo se ocupa de lo deportivo, como debe ser”, explica el velocista paralímpico que competirá en los 100 espalda (Clase S7), especialidad en la que se consagró cuatro veces consecutivas a nivel panamericano. Además fue bronce en el Mundial de Mar del Plata 2002 y plata en el de Durban, Sudáfrica, en 2006.

Y de cara a esa apuesta fuerte, Marro sabe que no la tendrá fácil: “La natación a nivel paralímpico se ha desarrollado también, hoy es mucho más competitiva con nadadores que van surgiendo. En Londres van a estar el local Jonathan Fox, que es el más fuerte, y el estadounidense Lantz Lamback, campeón en Beijing. Además de jóvenes talentos europeos”.

Marro también dirige la fundación que -bautizada con su nombre- promueve el desarrollo del deporte argentino adaptado de alto rendimiento en sus diferentes disciplinas. La fundación cuenta con página web: www.fundaciongmarro.org.

“Mi ciudad se puso muy contenta cuando se enteraron que era el abanderado. Pergamino y el deporte siempre estuvieron muy unidos y tenemos una medallista olímpica como la tenista Paola Suárez (bronce en Atenas 2004 en pareja con Patricia Tarabini). Espero que pueda darles una nueva alegría”, cierra el nadador.

Prensa – Secetaría de Deporte de la Nación